08 abril 2009

Atando cabos. Docentes de E/LE en transición

De la inteligencia colectiva, el manifiesto RenGen, la transition culture y la web 2.0 en la enseñanza deE/LE (5 de 5)

5. Atando cabos

Es indudable que la inteligencia colectiva es indisociable de la web 2.0 y que en enfoque por tareas tiene en estas herramientas unos medios muy válidos para su utilización en clase: cuántos profesores no están llevando a cabo trabajos con wikis para poner en práctica la destreza escrita o cuántos no proponen tareas en blogs porque ambas herramientas permiten que los textos no mueran en el papel sino que sean dinámicos gracias a las posibilidades de escritura colaborativa de la primera o a los comentarios de los segundos; o cuántos docentes han desechado los audios de los libros de texto y optan por el podcast por la frescura que aportan y los soportes que lo complementan (el hipertexto, la multimedia, etc.) haciendo tareas en las que las actividades de la lengua se integran de modo natural.

El docente que se empeña en ensamblar los principios de la inteligencia colectiva, el enfoque metodológico por tareas y los recursos de la web 2.0 está, a nuestro juicio, conformando un colectivo de individuos (como aquellos de la transition culture), un grupo que poco a poco está siendo una red, de docentes E/LE en transición. Estos docentes están experimentando día a día, en el laboratorio del aula de E/LE con las posibilidades de estas herramientas como vehículo de construcción de contenidos y de aprendizaje.


En este sentido queremos concluir con la reflexión de Francisco Herrera en su blog ELE 2.0 acerca del uso de las nuevas (¿todavía nuevas a estas alturas?) tecnologías en el aula de E/LE:
Cuando planteo una actividad que exige el uso de tecnología me impongo tres reglas básicas:

NO usar la tecnología para hacer algo que ya estás haciendo MAL en su versión analógica. Con esto me refiero a programaciones ceñidas a actividades de repetición, reproducción y otros usos mecánicos y descontextualizados de práctica lingüistica, generalmente muy limitados al focus on form. Cedés y deuvedés de machaque, páginas web de rellenahuecos, webquests, ejercicios tipo hot potatoes y otras lindezas de drill and kill.

NO usar la tecnología para hacer algo que ya estás haciendo BIEN en su versión analógica. Aquí tendrían cabida todas aquellas tareas que realmente nos llevan a un aprendizaje significativo, cooperativo, estratégico y que siguen un modelo de constucción social del conocimiento. Pero nos empeñamos por esnobismo, imposición curricular o simple novelería en hacerlas más complicadas gracias a la tecnología. Aquí incluyo actividades del tipo "preséntate en Twitter a tu compañero de al lado" o "subamos al blog las fotocopias del texto que vamos a comentar hoy en clase".

SÍ hay que usar la tecnología para hacer MEJOR algo que ya estamos haciendo BIEN en su versión analógica. Lógicamente ésta es la parte más difícil, porque nunca es fácil mejorar algo que ya funciona. En mi opinión el único valor extra que ofrece la tecnología reside en su capacidad para conectar (Siemes dixit). Con la web colaborativa podemos sacar los contenidos del aula y llevarlos a la vida real digital, algo que siempre fue el sueño de todo teórico del enfoque comunicativo y que sólo ahora en la blogosfera, la podcastfera y las redes sociales tiene lugar. Dejar un comentario en un blog, modificar una entrada en Wikipedia, grabar un podcast sobre el último viaje que ha hecho el aprendiente, ésas sí son tareas reales para un mundo real, actos comunicativos inmersos en la gran conversación.
--
Atando cabos. Docentes de E/LE en transición. 1ª parte
Atando cabos. Docentes de E/LE en transición. 2ª parte
Atando cabos. Docentes de E/LE en transición. 3ª parte
Atando cabos. Docentes de E/LE en transición. 4ª parte
Artículo completo en Scribd