01 octubre 2011

Víctor Nieto: "Las películas son muy interesantes para ellos (los suecos) como espejo de realidades meridianamente diferentes a la suya.".

Serie | Profesores de ELE/2L por el mundo (XV) 

Mis andanzas como profesor de español me han llevado a dar clases a Estocolmo. Doy clases de ELE en un colegio donde se imparten clases desde primaria a bachillerato. En secundaria y bachillerato se siguen diferentes programas. Para el primero Midlde Years Program (MYP) y para el segundo International Baccalaureate (IB). Particularmente, este año, he dado clases de español en IB y clases de francés en MYP. El perfil de los estudiantes es internacional, con una minoría preponderante de estudiantes suecos. Son estudiantes que, principalmente, pertenecen a familias del mundo de las empresas multinacionales (Ericsson, por ejemplo) o de la diplomacia (embajadores y empleados de embajadas de todo el mundo, incluida España)

A mis alumnos les motiva, básicamente, que van a seguir en el IB y, por tanto, van a ser examinados (interna y externamente) al final del programa. Y, además, encuentran práctico y a veces muy interesante el poder practicar y comunicarse en otra lengua. Normalmente, han visitado alguna vez un país hispanohablante y/o también conocen a alguien que proviene de esas culturas.

¿Cómo aprenden mis alumnos? De forma muy esquemática y para responderte en breve, es lo que se llama la traída y llevada “educación en valores” donde también están incorporadas las lenguas modernas. Por ejemplo, se le pone mucho énfasis a saber hacer. Es decir, contestar exámenes cuyo contenido tiene que ver con los grandes problemas o situaciones de compromiso a nivel internacional y los estudiantes tienen que responder a un buen nivel  preguntas comprensión lectora. El nivel de dificultad lo marca el tipo de curso que hace el estudiante, a saber: Abinitio, Intermedio o Superior. Al mismo tiempo han de elaborar un texto que responda a una situación dada donde necesitan ser capaces de desarrollar y demostrar ciertas destrezas.

Existen, además, dos pruebas más. Una es una presentación oral de, al menos, 10 minutos para el nivel más bajo y de, al menos, 13 minutos para el superior. En ambas hay dos modalidades. Una basada en un estímulo externo y la segunda una conversación informal y espontánea dirigida por el profesor.

La metodología es variada y, abreviando, uso materiales de todo tipo. Necesito mostrar, primero, un syllabus del curso, es decir, el contenido del curriculum del programa que nos proveen desde IB.
El material audiovisual es fundamental para poner en situación a estudiantes que necesitan patrones de referencia para la práctica oral. Para plantear contextos más globales y de actualidad son muy útiles, por ejemplo, las noticias de la CNN+ en español. Las películas son, aparte de por su faceta lúdica, muy interesantes para ellos como espejo de realidades meridianamente diferentes a la suya.

En cuanto a los intereses y choques culturales, y dado el perfil internacional de los estudiantes, posiblemente, sean, por un lado, el sentido de la familia como clan además del sentido lúdico-festivo de las tradición española. Por otro lado, lo que más les choque sea la variedad de las celebraciones folclóricas cuya raiz se encuentra en la fiesta nacional o similares festejos unidos al toro, digámoslo así, y también, por nombrar otro, el aspecto tan marcado de roles tradicionales, a pesar de que hayan cambiado bastante en los últimos años, de hombre y mujer en la sociedad española moderna.

Autor
Víctor Nieto es profesor de ELE en Estocolmo (Suecia)

No hay comentarios: